Tags

Related Posts

Share This

Based on a True Story

InterroganteBueno, venga va, una de Brainstorming y Vomitona al mismo tiempo; os expongo el caso:

menor, 17 años, con un niño de dos años y otro en camino en menos de un mes. Tiene pareja estable. Ella no trabaja pero su pareja sí, aunque con un sueldo bastante bajo. Viven juntos en un piso de alquiler en el que cohabitan con otra pareja de adolescentes en la que ella también está embarazada.

Nuestra protagonista se muestra decidida en no tener más niños. Tal es su determinación que, ante la negativa por parte de su pareja de hacerse la vasectomía, ella se plantea hacerse una ligadura de trompas.

Llegamos a un debate moral. En opinión del equipo de trabajo, esta chiquita no puede hacer éso, le parece (al equipo) casi inconcebible. Además entiende que ningún médico – al menos ninguno adscrito a la sanidad pública – puede o debe hacerlo. Pero se es consiciente de que la decisión es de ella y que ahí el equipo de educadores no puede hacer nada y la verdad es que se la ve muy decidida.

¿El Equipo debe insistir en su orientación, en su planteamiento?, ¿el hecho de que sea menor (aunque en este caso esté emancipada) puede influir a la hora de buscar soluciones desde un punto de vista externo al caso?; si se hace éso, yendo en contra de la postura de la chavala, ¿se perderá la confianza que ella pueda tener en los profesionales?; ¿hay que apoyar su decisión, sea cual sea?

Pues nada, a ver si truena en esta lluvia de ideas que os planteo.

Based on a true story (perdón por el título….)