Tags

Related Posts

Share This

Cualquier tiempo pasado fue… peor

Imagen ilustrativa del artículoEstarán los más nostálgicos, en desacuerdo conmigo, por aquello de alterar con el título de hoy, el sentido de una de sus cabeceras más celebres. Pero la realidad, manda; y a día de hoy sigue sin demostrarse que sea mejor ni peor: Dejémoslo en diferente.

– Ta-na-ni, Ta-na-ni…..ta-na-ni, ta-na-ni ….(ni los teléfonos suenan igual).

– Si, buenos días. Quien es?

– Con Aitorziza, por favor.

– No lo siento, no está trabajando en este momento. Soy su compañero Asier, también educador. ¿Le puedo ayudar?

– Hola Asier. Me presento. Soy Aurora, directora del colegio de Jonhy, uno de los jóvenes que conviven con vosotros/as en el Hogar de Acogida.

– Si claro. ¿Algún problema? (por inercia me sale ya la pregunta negativa o tremendista…Sino, para que nos llamarían ¿?¿?).

- ¡¡¡Bueno, bueno, bueno¡¡¡. Las que estamos teniendo con Jonhy. No ha traído la ropa adecuada para hacer gimnasia, y así, no se puede participar en la clase. La profesora no le ha permitido participar, y este se ha negado a irse, se ha alterado, quería dinamitar la clase, y muy contestatario . Han venido a mi despacho de dirección, para hablar del incidente, y delante de una familia que estaba atendiendo, se ha puesto a contestar y gritar de forma airada, con palabras mal sonantes, etc, etc…

– Aja. O sea que esas tenemos.

– Si, si, si. Y no solo eso. Ya sabemos todos/as, que tipo de caso es Jonhy, y los problemas que tuvo en sus anteriores colegios. Porque claro, nos hemos informado con las consultoras de los anteriores centros y nos han descrito su historial pasado, con intentos de agresiones, empujones. (Súmenle dos o tres interjecciones mías, del tipo aja, correcto y con mucha escucha activa) Y lo que tenemos muy claro desde aquí, es que no le vamos a agarrar del brazo o sacarle de un aula si no quiere, por que podemos tener problemas.

– ¿Problemas me dice? ¿De que tipo, a que se refieren con eso?

– Si, pues eso. Que nos agreda o crear una pelea con él (tiene 11 años, pesa 40 kilos y mide 1,40 ), agresiones….¡¡Y más teniendo en cuenta el pasado problemático en su anterior colegio¡¡¡.

– Vamos a ver una cosa. Creo y no se si estará de acuerdo conmigo, que Jonhy no está cursando sus estudios en el colegio de Arriba, y por tanto, deberíamos poner mayor énfasis y esfuerzo en su presente educativo y futuro más cercano; no tanto retraer y hablar desde el pasado.

– Bueno, bueno…pero, ¿No me negarás que tiene unos antecedentes muy problemáticos a tener en cuenta?

– ¿Eso nos ayudaría en algo? Más que para buscar culpables y causas; cuando pasado un tiempo largo, como el ya transcurrido, nuestra idea es encontrar soluciones ahora y aquí. Y en lo referente a si le agarran del brazo o de la mano…Sepan que cuentan con todo nuestro apoyo en las decisiones que tuvieran a bien acometer, y si es necesario para el buen desarrollo y funcionamiento del aula o del centro, sacar a Jonhy de una clase, por alborotador, dinamitador….y todos los –or del mundo: Que lo hagan sin miedo y sin prejuicios. De la mano, del brazo o del pantalón, pero le sacan. Pero Jonhy debe saber que hay unos límites y esos no son otros, que las normas de convivencia normalizada del centro, del Hogar, de la Ludoteca, o de la sección de perfumería del Corte Ingles. Si los traspasa, tendrá que asumir las consecuencias de sus actos: Si o si.

Nos despedimos amablemente, pero el teléfono después de 15 minutos de charla, aún chirriaba. Me parece un buen camino, y más aún desde posiciones muy diferentes, discutir y relacionarnos multidisciplinadamente. Siempre y cuando, no pongamos a nuestros jóvenes en el disparadero a cada clase que pasa, haciendo ver, nítidamente, que esos casos son un marrón, y se quieren desembarazar de él de la manera más rápida y descarada del mundo.

1 día después. 13 pm. Ta-na-ni, ta-na-ni, ta-na-ni. Miro la pantalla del móvil, y se iluminan las letras: “Colegio Jonhy”. Aurora me espera al otro lado del hilo (ahhhh, no. Perdón, que los teléfonos de hoy en día tampoco van con hílo).

PD: Si hablamos en este espacio educativo, en ocasiones puntuales de casos o dificultades de trabajo con otros compañeros profesionales (profesores, psicólogos, orientadores; ahora llamados consultores….); háganse a la idea que por cada dificultad o coordinación ineficaz, hay otras 9 muy positivas, con líneas de trabajo constructivas y entusiastas. Con ganas de salir adelante y planteando soluciones a las dificultades y objetivos ambiciosos; con el estudiante como epicentro del proyecto educativo: sujeto, no objeto. El propio joven como solución en potencia y no como problema .

Comentarios

Comentarios