Tags

Related Posts

Share This

Se firma el III Convenio de Intervención Social de Bizkaia

convenio_I

Esta misma tarde nos ha llegado la noticia de que hoy, viernes 17 de mayo, los sindicatos presentes en la negociación del III Convenio de Intervención Social de Bizkaia y Gizardatz, entidad en la que se agrupa el conjunto de entidadades del sector, han llegado a un acuerdo y se ha rubricado dicho convenio.

A la espera de poder analizar de forma más pormenorizada los detalles del mismo, transcribimos, de forma literal, la nota de prensa que desde el sindicato CCOO de Euskadi ha remitido a diferentes medios en el que se valora el acuerdo alcanzado.

Desde Educablog, sólo nos cabe desear que este convenio resulte satisfactorio para todas las asociaciones, empresas y entidades que trabajan en el tercer sector de esta provincia y que también sea así para todas las trabajadoras y trabajadores que desempeñan su importante labor en ellas.

CCOO de Euskadi, LAB y Gizardatz han firmado el Convenio de Intervención Social de Bizkaia, un acuerdo que protege a 3500 trabajadores y trabajadoras de servicios programas y programas sociales, culturales, socioeducativos, de infancia, juventud y familia, sociosanitarios, de protección contra la exclusión y pobreza, sociolaborales y otros.

A juicio de CCOO de Euskadi, del convenio firmado destacan tres ejes fundamentales.

1. El convenio firmado supera los límites de la reforma laboral con una apuesta por la ultraactividad indefinida. No contempla el arbitraje obligatorio como sistema de resolución de conflictos, limita de forma importante, razonable y clara la flexibilidad de la jornada y la movilidad funcional, entre otras cuestiones destacables. Según apunta Andoni Basterra, responsable de Intervención Social de CCOO de Euskadi, este acuerdo supone una apuesta decidida por la defensa de un convenio territorial que sea el que regule las condiciones mínimas laborales del sector, manteniendo y promoviendo la capacidad de intervención de las partes en la negociación colectiva de forma equilibrada.

2. El sindicato ha destacado también su apuesta por el mantenimiento del empleo en el sector y por seguir mejorando las condiciones de trabajo y la dignificación del mismo.
Así se ha apostado por mantener para el 2012 y 2013 los salarios que el sector había alcanzado en 2011, se han mejorado conceptos salariales como los pluses de festividad, se ha incluido un día más como licencia retribuida que computa como tiempo trabajado, se han aumentado los días de vacaciones en dos, y se ha precisado su forma de recuento con lo que en algunos subsectores laborales se producirá un aumento de vacaciones de entre 5 y 8 días naturales.
Se ha aumentado hasta los 12 años el tiempo del que los trabajadores y trabajadoras pueden disfrutar de reducción de jornada por cuidado de hijos, e igualmente se ha aumentado a 5 años el tiempo de las excedencias con reserva de trabajo para cuidado de hijos. Se ha ampliado la obligación de subrogación de las plantillas, se han introducido mejoras técnicas en el cómputo del todo el tiempo de antigüedad, la no pérdida de vacaciones en caso de baja previa, se mejoran los pluses de los festivos de especial significación, etc.

3. El tercer bloque que CCOO de Euskadi ha destacado es el de un compromiso claro de los firmantes, a través de una disposición obligacional, que les obliga a no firmar acuerdos y/o convenios de empresa inferiores a lo pactado en el sector que protege a los trabajadores de inferiores condiciones laborales y a la entidades de que se produzcan episodios de competencia desleal. Un compromiso por defender de forma conjunta ante las administraciones el empleo y las condiciones económicas de las empresas y las condiciones laborales de los trabajadores. Se han establecido mecanismos conjuntos de intervención frente a las administraciones públicas que promuevan licitaciones y/o convenios de prestación de servicios que no respeten los precios del sector, las condiciones laborales de los trabajadores y las cláusulas de subrogación.

A juicio de Andoni Basterra este apartado para los firmantes del convenio es, junto las cláusulas de ultra-actividad y otros, lo más destacable de este pacto, puesto que ha considerado que empresas y trabajadores del sector ya han hecho un ejercicio de responsabilidad y contención y ahora le toca a las administraciones locales y autonómica poner los medios para que el mismo se cumpla.