COSME

Corría el año 2012. Mientras se celebraba el VI Congreso estatal de Educación Social en Valencia, un servidor se tuvo que conformar con redactar parte de la crónica del mismo desde la distancia, agradeciendo asi la invitación realizada por el Ceesc, colaborando en su enorme publicación Quaderns d’Educació Social. Dentro de la vorágine de emails, tuits y demas información trasladada por las RRSS, recuerdo una muy nitidamente de un compañero @Educabloguer: “Ponencias muy potentes, con un participante hiper activo y critico con el oficialismo congresual. Ataviado de su gorra de béisbol y un shirt alternativo, se asoma un gran Cosme Sánchez Alber”. Cosme Sánchez Alber (Bilbao, 1976) nació educador social antes de él saberlo. Urbanita, gran amante de la cultura en general y sus expresiones artísticas, no es raro tropezarte con él en alguna muestra, museo o concierto musical. Un hombre contemporáneo, en busca de la profundidad y los matices, tan en precario últimamente en este modelo hiperconsumista, fugaz e individualizado. Aunque su formación se dirigió hacia la sociología, no fue realmente más que un camino, de tanto otros, que le acercó al mundo relacional con las personas. Su trayectoria divaga y se emerge, a partes iguales, en el cómo y los porqués del ser humano, rescatando sus genuidades, “y particularidades” como él mismo nos relata. Es por ello, que sus resistencias a las neurociencias, provengan no tanto desde la desconfianza, sino como realidad que en cierta manera limita y constriñe las incertidumbres y autenticidades del ser humano, reduciéndolas por momentos a reglajes y efectos bioquímicos que nuestros propios organismos generan, consciente o inconscientemente. Gran orador, peca en ocasiones de vehemencia, no porque no respete la opinión de otros/as interlocutores, sino porque cree ciegamente en unos paradigmas y unas ciencias sociales, que rescaten al individuo como parte de la comunidad y ponga en el centro el protagonismo que les corresponde. Una visión humanista y cosmopolita, alejada de la idiocracia. Ubieto, Cortina, Violeta Nuñez adornan sus estanterías para reforzar y dar sostén a una trayectoria profesional muy relacionada con la facilitación, el apego. el acompañamiento, el trabajo en red y la multidiciplinalidad, además de la relación de ayuda. Cabe traer a colación, alguno de sus fragmentos mas potentes y significativos, como estilete de un modelo de trabajo social más clásico, menos cientificista y por supuesto, muchísimo menos protocolario o procedimental: “La inquietud que anima a los educadores sociales a interesarse por los casos y hacernos preguntas, para entender la particularidad de esta joven. Que le pasa? Cual es su dificultad? (…) El educador en vez de interrogarse sobre lo que a esa joven le ocurre, prefiere dimitir de su acto educativo, construir el caso sobre lo que no sabe y en su lugar acude al archivo, a los datos, al fichero, al informe, que en realidad no dicen nada del sujeto” Cosme Sánchez Alber no es un técnico de intervención social al uso. Es y procura ser, una persona consciente y comprometida, que se asoma y ofrece a otras, en sus tránsitos cotidianos. Un amigo, pero sobre todo, un...

X ANIVERSARIO EDUCABLOG (2006-2016)...

Diciembre de 2006. Allí nacía, en un remoto servidor de la World Wide Web, una pequeña bitacora en el recién estrenado mundo Blogger. Meses antes, tras varias e intensas reuniones de amigos de la intervención social y excompañeros de universidad, se conformaba el embrión asociativo bajo el nombre de Asociación B-Side elkartea, la cara B de los jóvenes. No había mayor pretensión entonces, que la de abrir un espacio de reflexión y construcción desde la praxis, al mundo de la educación social. Con mayor o menor acierto, diez años después, nuestro objetivo no ha variado ni un solo ápice desde entonces. Fortaleciendo aún más si cabe, nuestra perspectiva personal (somos cada vez más y más amigos, más y más familia) y profesional (dado el cariño y cercanía recibida durante todo este tiempo). Es por ello, que una fecha tan señalada como esta, no podía pasar desapercibida para toda esta nave edusa. Nos encantaría poder embarcaros a todos/as en este “transatlático de la educación social” como nos bautizó un buen compañero este pasado mes de Abril durante el Congreso de Sevilla, pero se nos hace imposible llegar a todos los rincones y con esta enorme familia que hemos construido entre todos (15.000 almas en Facebook, 5.500 followers, 794 Post, 3300 comentarios ….) sin caer en el pecado de meteros en una especie de camarotes de los hermanos Marx, totalmente inmerecidos. Hemos metido en una cocktelera todas esas emociones recogidas y nos ha salido esta Fiesta de Aniversario. Hemos buscado un buen local, con un toque indie, alguna reminiscencia tribal, moderno y acorde a nuestras posibilidades. Se trata del Dock Bilbao (Uribitarte, 6) un rincón gastronómico y de copas, sumergido en un entorno de aprendizaje y sinergias 3.0. Formando parte del edificio BBF de la Universidad...

Va por usted, maestro...

Entraste por la puerta el primer día arrasando, como si de una StartTv se tratara. Una chaqueta a cuadros, algo vetusta y bastante más usada de lo que aparentaba, te envolvía ese cuerpo algo encorvado y zambo. Pero esa mirada traviesa, segura de si misma y de lo que allí acontecería en los próximos meses, vacilaba sin descaro en tu subida al estrado. Tenías el partido ganado, antes de empezar a rodar la pelota socioeducativa. Con un puñetazo al estomago y un zarandeo a nuestras sienes. Así empezabas cada clase, cuando cogías aquel trozo de tiza y anotabas en la pizarra sin mediar palabra, una de tus frases sentenciadoras. Los críticos más avezados, pronto descubrieron que buena parte de tu cosecha, la recolectabas en el por aquel entonces desconocido Mario Benedetti. “Como es imposible dar gusto a todo el mundo, he optado por lo más difícil: dármelo a mi mismo” “Al inadaptado, más que sus palabras, escucha sus silencios” “Empatía¡ Empatía, señoras/es¡¡¡¡” Te siguieron lloviendo críticas feroces por parte de los estudiantes más tecnócratas, los funcionarios de la futura acción social que en calidad de escribanos, cazaban al vuelo cientos de palabras. Daba igual que fueran inconexas o hablasen de la física cuántica, ellos querían sus apuntes. Esas extravagancias literarias que tú osabas robarles jornada tras jornada, con aquel desdén muy tuyo. Entre dandy norteamericano de los setenta y un postlandismo vascongado. Fuiste pionero en una metodología mucho más arriesgada y valiente. Provocadora y a contracorriente: nos enseñaste a pensar, a (re)pensarnos. A destruir nuestros prejuicios y conceptos y reconstruirlos de nuevo. Eras un provocador sin igual, desorganizado, anárquico y extremadamente inteligente. Porque lo que no sabíamos la plebe, era que tú lo tenías todo controlado. Tú eras la jugada maestra y la linterna...

MISCELÂNEA #Parte2 (Cuaderno de viaje de un educador social)...

Los regatos, riachuelos y fuentes, brotan a cada paso del camino. Un trayecto de recovecos entre los que se asoma la abundante vegetación que le acompaña. Son pequeños bosques y villas de no más de 30 casas, las que dejamos a uno y otro lado en nuestro periplo. Viseú no acaba de seducirnos lo suficiente como para recibir posada y preferimos bajar hasta Coimbra, epicentro de la Beira litoral. Cuna de reyes, está regada por el majestuoso rio Mondego siendo una de las primeras ciudades europeas en fundar su Universidad, de celebración por su más de 700 aniversario. Hemos escogido un hotel novelesco, de anhelos románticos e historias singulares, de proclamas políticas de principios de siglo y formas clásicas nobiliarias. De aquel Astoria, solo queda el nombre y aquellos recuerdos de casinos, baños curativos y cabarets o folklores de los alegres años 20. Y esa fachada imperial con cartel de neón que ilumina parte del rio a su paso. Un mito viviente de la arquitectura vintage de dimensiones colosales. Un portugal en blanco y negro, como los de antes. Este viaje singular lo realizamos en familia, con infante a bordo y algunas de esas preferencias neonatas que intentas coinciliar. Es parada obligatoria, el pequeño parque temático da Cidade dos Pequeninhos (Portugal de los Pequeñitos), una recreación a tamaño mini de las distintas casas regionales típicas portuguesas , así como de las edificaciones más significativas de las que hasta hace bien poco fueron antiguas colonias: Timor, Angola, Brasil, Mozambique, Macao… Se echa el atardecer y es menester un paseo que se hace deleite entre callejuelas estrechas y pequeños rincones con encanto, mientras los oídos se evaden entre música de fusión y folklore tradicional. No en vano, hoy celebran la fiesta de la cebolla, ese pequeño...

MISCELÂNEA #Parte I (Cuaderno de viaje de un educador social)...

Desde el hontanar celta que arropó mi infancia y ensueña mi adultez, me asomo en este periodo estival de escaso confort climatológico. Una pequeña escapada familiar, corta en duración pero riquísima en matices, instantáneas y momentos de calidad, que tanto anhelamos l@s educadores/as sociales. Partimos de casi la misma raya lusitana. Hermanadas a través de la historia sobre las extensiones de la antigua Gallaecia y las regiones Transmontanas, más tarde. Tamagani primero, Límicos y Tramontanos compartían y guerreaban a partes iguales, por unos territorios abruptos, ricos en vides y manantiales, extraordinariamente forestados. Hoy pareciera que quedan solo cenizas, tanto de aquellos pueblos de cómo aquellos árboles. Lástima y cruel destino de nuestra especie, en continuo vaivén de autodestrucción. Mientras avanzamos hacía el Sur desde el valle de Monterrei, dejamos a ambos lados varias fuentes termales de exquisito atractivo. Lástima que no sean nuestro destino, ni Boticas ni Vidago, pero sus respectivos balnearios reconfortarían con sus aguas y remanso de paz, a más de un ejercito. Nuestro destino es Vila-real, la Ronda malagueña del Norte. Una pequeña ciudad, con vestigios castreños y un enorme tajo que la estrangula entre sus laderas, pero que dignamente ha sabido amoldarse a su orografía. Reconocible por sus carreras de coches, su moderno museo de la imagen y el sonido y un casco antiguo pequeño pero reconocible, a través de sus cestos, artesanías populares y pequeños restaurantes del buen Bacalhau y Frango. Para regarlo, nada mejor que un buen vinho Douro con las carnes o un Vinho Verde si con pescados nos enfrentamos. De la hospitalidad, el descanso, la piscina y un desayuno hortelano, se ocupa la Casa Agricola da Levada. Una esplendida quinta dieciochesca, con aire franciscano y actividad falasterial. El levitar y la composición ensoñadora, se torna irresistible....

#Edusohistorias: Una fiesta de la Educación Social....

“Se dice, también, que en el campo de la educación social no se escribe. Posiblemente. O deberíamos rectificar y decir que no tanto como se desea, e incluso atrevernos ya a utilizar el verbo en pasado.” Segundo Moyano Mangas Esta cita de uno de los prologuistas de #Edusohistorias, nos sirve de impulso para iniciar nuestro viaje por la Educación Social. El pasado 26 de marzo asistimos a la fiesta de presentación de #Edusohistorias: Un viaje por la Educación Social. La sala INIT nos sirvió de hangar para atracar el dirigible en el que hubiéramos de iniciar nuestro viaje. A las 19:30 una hilera de pasajeros, en torno a 100, fueron desfilando hacía el interior animosamente. Entre los presentes, 12 autoras y autores de los relatos, Educadores y educadoras sociales, el director de Grado de la Universidad de Deusto, profesorado de la U.P.V., y alumnado de ambas facultades, además de amigos, familia y simpatizantes del tercer sector. Pasadas las 19:35 se anuncio por megafonía el inicio de la travesía. En primer lugar, tras los oportunos agradecimientos, se procedió a la presentación de #Edusohistorias, un libro que reúne 23 relatos realizados por 25 autores y autoras. Este nuevo proyecto, coordinado por el equipo “Educablog”, recoge 23 historias de ficción, pero basadas en la realidad de las personas-usuarias y de los y las profesionales de la Educación Social. En el viaje que emprenderemos por sus páginas, visitaremos distintos paisajes, que son los distintos ámbitos en los que interviene la Educación Social. Las personas son las protagonistas de las historias. Personas que pasan momentos de dificultad pero que no están solas… A su lado, acompañándoles, están Educadoras y Educadores Sociales. No en vano, esa es una de las funciones más importantes, sino la más, de la Educación Social....