Autor lucce

abril 24, 2007

Parlamento VascoHoy he leído que en el día de ayer jóvenes de doce centros educativos de Euskadi acudieron al Parlamento vasco y allí desarrollaron, supongo que en presencia de los tribunos, un pleno acerca de las drogas.

En sus planteamientos, las chavalas y chavales expusieron la necesidad de que se garantice un mayor control de los lugares en los que se sospecha se vende droga.

Asimismo, estos jóvenes también pidieron a sus padres y madres (no sabemos si alguno de ellas o ellos será parlamentari@) que les eduquen con «coherencia y límites».

Curiosas demandas las de estos chavales. Mayor control para no caer en la tentación (amén) y el grito de «por favor, regúlennos». Pero bienvenidas, claro que sí.

Lástima que los espacios en donde nuestros jóvenes puedan expresarse sean nimios y que, aún así, aunque existan, nos tomemos sus mensajes como una curiosidad graciosa, un simpático paréntesis en la ardua jornada política.

Yo, de verdad, no sé qué demonios hacían allí. Pero bueno…, es una opinión muy personal que, al igual que a lo del control a los camellos y el recadito a los padres (con el que por cierto, estoy totalmente de acuerdo), tampoco hay que hacerle mucho caso.

Vía: El Correo

Sobre el autor

lucce

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

Recibe semanalmente información actualizada sobre el mundo de la educación social en forma de noticias, artículos, opinión… Únete a nuestra comunidad de educadores y educadoras sociales.