Autor Iñigo

June 19, 2008

Aceptar mis límites com profesionalEl jueves estuve en una formación sobre los límites que tengo como profesional. Ana, la dinamizadora, nos comentaba que era muy importante, de cara a desarrollar nuestro trabajo, para no desgastarse y quemar la energía, aceptar los límites que tenemos como profesionales.

Como ejemplo, usamos la figura del jefe o la jefa, es decir, que tenemos que aceptar como es nuestra jefa, aunque no estemos de acuerdo, ya que no tenemos el poder para cambiarla. En este sentido, ella comentaba, que una vez aceptado ese límite, no suponía que renunciásemos a lo que nosotros creemos, sino en darle la vuelta.

Por ejemplo, si nuestro jefe es bastante pasota, podemos tener más libertad de hacer nuestro trabajo como a nosotros nos parezca.

Según Ana, para negociar, hay que aceptar el límite que nos marca el otro, que bebe de su necesidad. Al final, lo que se produce es un choque de distintas necesidades. Yo necesito que los chavales avancen y ella que rellene los datos de la memoria.

En este sentido, de nada vale negar la necesidad del otro. Lo primero es aceptarla, ver cómo puedo darle la vuelta, buscando mi espacio y negociar cómo acercar la práctica a lo que a mí me gustaría para explotar al máximo mis potencialidades.

Dicho así, queda muy bonito, pero no es un proceso nada fácil. Yo mismo, a veces, estoy instalado en el “no”, y me niego a aceptar a mis jefas e incluso a la institución para la que trabajo, pero de esta manera no es posible estar bien como profesional.

Éste es otro aspecto importante que trabajamos. Como educadores y educadoras, muchas veces al no aceptar los límites, tendemos a encerrarnos en nuestro trabajo. Quién no ha dicho algo parecido a “mientras mis usuarios me respondan, me valoren, lo demás me la trae al pairo“.

Según Ana, si sólo nos centramos en esta área, no podemos estar bien como profesionales. Para realizar lo mejor posible nuestro trabajo, necesitamos de otros profesionales, de una buena coordinación, que apoye nuestra práctica, dotándonos y sobre todo dotando a nuestros usuarios y usuarias de más recursos.

Si realizamos nuestra práctica al margen de nuestra institución, sin aceptarla, lo haremos de forma aislada y eso repercutirá negativamente en ellas y ellos. Desde luego, no digo que sea fácil, yo mismo no predico con el ejemplo.

Al final, cuando hablamos de límites en una entidad, estamos hablando de conflicto, de conflicto de necesidades más específicamente.

Pero este es un tema que trataremos el lunes y espero trasladaros mis conclusiones la próxima semana.

Pregunta: ¿Hay que aceptar los límites para poder cambiarlos?

Sobre el autor

Iñigo

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

  1. Sería mejor conocer los limites (para jugar todos/as con las cartas encima de la mesa), pero aceptarlos o no; depende muchos factores.

    Ultimamente he oido a coordinadores mios decir: ” Esto es así. Comparto vuestra opinion de que podría hacerse de otra forma. Pero hay que hacerlo de esta manera porque lo ha dicho el de corbata “. Eso es un limite, y se asume si quieres seguir en tu trabajo (plano personal). Pero profesionalmente , sin justificación lógica y consensuada, es a todas luces inaceptable.

    Solución: Tiramos del Metodo Quique, y se redacta un escrito de queja formal (a quienes tenga que ir dirigido), para cambiar las cosas.

    Los limites los debe marcar el sentido comun. Lo que se escape de ahí, serán formas eufemisticas del ejercicio del poder, la directividad, la reducciones presupuestarias, etc, etc, etc..

  2. el problema mas grave que veo a poner limites a una persona que se dedica a ayudar a los demas, es ¿como van a afectar esos limites, a las personas que ayudais? ¿positivamente o negativamente?

  3. tote,
    yo de todo esto le aplico la teoría del surfeo. En qué consiste? Pues muy sencillo: como en el mismo deporte, uno tiene que saber remar antes de poder surfear una ola. Como que la experiencia te curte en el arte de remar, sólo tienes que saber el momento de pararte ( analizar los límites) para poder encararte con la ola ( poder cambiar los límites).
    La dirección de la ola ( idiosincracia de la institución o entidad) es una. Cambiar la dirección resulta difícil. Pero si te das cuenta, el quid de la cuestión está en llegar a la orilla ( trabajo con usuarios,etc) con la tabla ( recursos que uno tiene)* y cuerpo enteritos. El resto, es filosofía….

    PD*: se podría decir con una bonita palabra que a mí me gusta mucho: resilencia.

    Cuántas metáforas tiene nuestra vida, verdad?

  4. Yo soy un poco como dice tote, no es que vaya a mi aire y lo único que me importe son los usuarios. Casi. No creo que vaya contra el sistema de la organización de turno, creo que me adapto al mismo. Claro que hay muchas cosas que cambiaría, pero creo que es importante adaptarse (que no someterse) para poder cambiar. Sólo es imposible.

    Saludos!

  5. cuanta razón… a veces los cursillos estos nos hacen pensar…. la solución… canviar las cosas des de dentro…. ni contra ellos ni con ellos…. confrontando diferencias y acercando posturas… lo más doloroso para mi es cuando en este tira y afloja con los límites el que sale perjudicado es el usuario, por mucho que intentemos evitarlo a veces sin darnos cuenta… Pero por ello no debemos dejar de intentarlo. Ánimo!!!
    Ei!! me encanta leeros de verdad! es un placer!!!!

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter mensual!

Si quieres estar informado sobre las últimas noticias, recursos y artículos sobre educación social, apúntate aquí y recibirás mensualmente nuestra Newsletter.

__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"49fd8":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"9bd08":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default Palette","value":{"colors":{"9bd08":{"val":"var(--tcb-color-1)","hsl":{"h":0,"s":0.8915,"l":0.01}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"9bd08":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
Suscríbete!
__CONFIG_group_edit__{}__CONFIG_group_edit__
__CONFIG_local_colors__{"colors":{},"gradients":{}}__CONFIG_local_colors__