Autor Iñigo

julio 30, 2008

Desmadre de VeranoUna compañera me comentaba el otro día el miedo que le daba el verano y más concretamente la vuelta después de las vacaciones. Y no por el llamado “síndrome postvacacional”, sino por las condiciones en las que se encontraba a muchos y muchas de sus chavalas.

Y es que parece que el verano es sinónimo de desfase, y es que parece que el verano es sinónimo de aflojar la conciencia, de relajar nuestra vocecita interior, y es que parece que entendemos que relajarnos es dejarnos llevar, sin criterio y sin crítica.

Así, parece que en época estival nos abandonamos a la suerte y a la ilógica carrera del alcohol, las fiestas, y quizá de otras sustancias… Parece que es época de un paréntesis, del dichoso kit-kat, en el que nos permitimos caer en la tentación, y no librarnos de ningún mal, más que nos pese.

Desde este mismo espacio, muchas veces hemos abogado por la necesaria tregua, por el descanso psicológico y la necesidad de desconectar, pero quizá no a cualquier precio.
Parece que esta lógica alimentase las fauces del “todo vale”, justificado por la razón de la temporalidad, como los que luchan por una prenda en época de rebajas en los grandes almacenes. ¡Ver para creer!

Desde luego, no queda muy claro. Todos queremos tener vacaciones hasta de nosotros mismos, pero a la vuelta, nos encontramos con un chaval descontrolado, con una familia en profunda regresión, con un anciano que ahora no respeta las normas del centro, y parece que este paréntesis, nos da más quebraderos de cabeza de los previstos y requiere de un sobreesfuerzo para retomar el control del timón.

Me imagino que todo el mundo habrá tenido experiencias de este tipo, pero, ¿hay que tomarlo como algo “normal”? ¿Hay alguna manera de evitar este descontrol?

En un mar de dudas me halló, y agradecería que me contestase quien aún no se encuentre a la deriva, a bordo de su esperado buque vacacional.

Sobre el autor

Iñigo

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

  1. como ya dije en la entrada de «a la calle», precisamente eso es lo que quieren los de siempre, ese «descontol» (por cierto, demasiado controlado diria yo)

    mas que descontrol, yo lo llamaria «control»: si comparais las fiestas actuales con las de hace 2 decadas, tienen bien poco que ver
    -HACE 2 DECADAS: ademas de los conciertos, se hacian muchisimas mas cosas (vaquillas, las cuadrillas hacian coches viejos con el techo cortado llenos de pintadas para hacer el gamberro (siempre quise hacer esto y me voy a quedar con las ganas), goitiberas, cine al aire libre, muchas mas pruebas y mas variadas, etc…, ademas de los conciertos) ademas de las barracas y los autos de choque (caros pero no tanto como ahora, se podia ir) HABIA MUCHO DESCONTROL y la gente hacia mas lo que le daba la gana y lo que le apetecia (y por cierto, el alcohol y las demas sustancias no se veian tanto como ahora, ni mucho menos)

    -AHORA: no hay nada (con suerte, algunas pruebas, casi todas poca cosa, y un desfile de cuadrillas controladisimo, y todos formales y sin pasarse de la raya, COMO EL AYUNTAMIENTO NO DEJA, PUES YA NO SE PUEDE HACER, y en general, todo se resume a botellon/otras sustancias y el concierto -y sin hacer demasiado ruido-) y de haber barracas y autos de choque (cosa cada vez mas dificil), a unos precios (obligadamente) tan brutalmente caros, para que la gente no vaya (y aun asi sigue llendo la gente) TODO ESTA MUY CONTROLADO, por muy bonito que lo quieran pintar, la gente no hace lo que quiere

    y todo esto lo hacen para que los jovenes, irremediablemente, solo puedan pasarselo bien recurriendo al alcohol y las drogas, y asi, de paso, los hacen mas vulnerables, mas manejables y con menos personalidad

    a la vuelta del verano, no os encontrais con un chaval descontrolado, sino un chaval hecho a medida de los intereses de los de siempre, que no piensa ni reflexiona, y acepta a la primera las cosas que se le venden como guays.
    los de siempre se disfrazan de malotes y de guays y asi les venden y les inculcan las ideas y gustos que les interesan, y como el chaval no es capaz de pensar, pues no se cuestiona si le estan timando o no, pues se la meten doblada, igual que a casi todos los jovenes actuales que van de guays

    y como el verano es la etapa del año mas propensa para «preparar» a los jovenes a medida de los intereses de los de siempre, pues los de siempre, os quitan de en medio haciendo que no trabajeis ni podais trabajar de educadores durante estos meses

    en eso consiste el negocio de los de siempre, si se quedan sin gente a medida de sus intereses, el negocio no les funciona

  2. Siento no poder ayudarte:

    Acabamos de cambiarnos de Hogar de Acogida, y por tanto de ciudad, recursos..Osea un volver a empezar con colegios, centros sanitarios, transportes, provedores…Si a eso le suma, que aun quedan inmuebles y mobiliario para hacer un hogar acogedor y habitable….

    Ahh. Se me olvidaba: Entre por la puerta y encontre cuatro jovencitos desconocidos, que en muy breve espacio de tiempo, seran como mi segunda familia.

    ¿Cambios? ¿Novedades? ¿Sobreesfuerzo para volver a tomar las riendas del timón? Tote: Respira tres veces profundamente y leed mi proximo articulo de estos dias…Mas no se hacer.

  3. tote,
    me has hecho pensar en una cosa muy importante. Justamente en época de vacaciones es una época para reencontrarte a ti mismo y a los demás , para soñar y para que alguno de estos sueños se haga realidad en un futuro. No para escapar. Si escapas siempre de ti mismo te vas a encontrar con esa sensación: de descontrol, de vacío.
    Recorar también que nadie es «salvador» de nadie y que si los recursos que has trabajado durante el curso has podido obtener algún que otro buen resultado ya te puedes dar por satisfecho. En un mes no se pierde todo un trabajo ya hecho!
    Que somos humanos , no máquinas de perfección.
    No quiero parecer cursi ni nada por el estilo pero las noches de verano dan mucha tranquilidad y serenidad. Si no, prueba allí donde estés de mirar al cielo alrededor del 14 de agosto y pensar en intentar reencontrarte más que escaparte. Es una de las noches del año que vale la pena estar en vilo.
    Seguro que en septiembre esto tiene resultados .Como se nota que es mi primer día de vacaciones, vaya!

  4. Desde luego que se notan tus recien iniciadas vacaciones. Estas de lo más inspirada. Y descuida, que he tomado buena nota de tus comentarios.
    Alguna noche despejada de Agosto estaré en ello y me acordare de tus palabras, gracias y un abrazo.

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

Recibe semanalmente información actualizada sobre el mundo de la educación social en forma de noticias, artículos, opinión… Únete a nuestra comunidad de educadores y educadoras sociales.