Autor lucce

September 3, 2008

¿Recuerdan mi entrada Los 18? En él reflexionaba en torno a dos formas diferentes de llegar a la mayoría de edad, al menos aquí donde vivimos.

Bien, pues ayer, en el blog Social y Justicia, hallé el video que encabeza esta entrada y que describe muy bien más consecuencias derivadas de cumplir 18 añitos. Son las dramáticas declaraciones de un joven tutelado por Bienestar Social de Melilla al que se ha expulsado del centro y retirado todo documento con el que demostrar su identidad.

El título del video el mismo que el del post. Creo que no hace falta escribir mucho más.

Sobre el autor

lucce

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

  1. Hola:

    El video, así como otra documentación la encontrareis en el blog:melillafronterasur, que elabora la asociacion PRODEIN.

    Ademas os aconsejamos el blog del Colectivo Drari de Cataluña.

    Gracias por todo y un saludo desde asturies

  2. NO acabo de comprender muy bien la situación. Es un chaval marroquí menor tutelado que al cumplir los 18 a parte de hecharle del centro se quedan con su documentación? O que al ser indocumentado a pesar de buscar trabajo etc.. y hacer todo lo que le pedían en el centro sigue en la misma situación de ilegalidad y no puede tramitar los papeles y mantiene su situación de ilegalidad pero sin el amparo del centro tutelado?
    Es que solo al ver el video…buscaré información de la asociación que comentais.
    Aunque esto lamentablemente es el pan de cada día. Y no solo con menores inmigrantes indocumentados no acompañados y tutelados por el estado sino a otro nivel con todos aquellos jovenes que estan tutelados y que al cumplir los 18 no pueden acceder a un piso tutelado porque no hay plazas y tampoco tienen familia extensa ni referentes que puedan hecharles una mano y se encuentran con un futuro más que incierto…

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter mensual!

Si quieres estar informado sobre las últimas noticias, recursos y artículos sobre educación social, apúntate aquí y recibirás mensualmente nuestra Newsletter.

__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"49fd8":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"9bd08":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default Palette","value":{"colors":{"9bd08":{"val":"var(--tcb-color-1)","hsl":{"h":0,"s":0.8915,"l":0.01}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"9bd08":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
Suscríbete!
__CONFIG_group_edit__{}__CONFIG_group_edit__
__CONFIG_local_colors__{"colors":{},"gradients":{}}__CONFIG_local_colors__