Autor Iñigo

abril 20, 2009

Profesionalización del Voluntariado

“La juventud ya no se preocupa por los demás, ya no son voluntarios de nada, ni hacen nada por nada.

Leyendo este razonamiento, que está en mente de muchas personas, no sorprende que se propulsen diferentes iniciativas para fomentar el voluntariado, del que la fuente parece estar secándose.

Partiendo de esta realidad, parece cobrar más vida que nunca el debate de la profesionalización del voluntariado.

Para empezar, decir que yo no achacaría a la juventud, sino al modelo de sociedad que nos gobierna, esta situación de crisis en el voluntariado. Lo más fácil es echar balones fuera y decir lo solidarios y solidarias que éramos y lo poco que lo es la juventud. Es responsabilidad de todas y todos.

Dicho esto, rescato el tema de este texto, que así mismo, salió a la palestra en un foro de asociaciones al que acudí recientemente.

Como podréis adivinar, las opiniones en dicho foro, fueron dispares.

En contra, decir que si todo se profesionaliza, el voluntariado pierde su esencia, pierde la razón altruista y desinteresada. Incluso, según alguno de los asistentes, la profesionalización de algunos grupos de tiempo libre, sería forzada.

A favor, decir que la profesionalización podría dar estabilidad a las asociaciones, disponiendo de personas que dediquen su tiempo estable y que dispongan de recursos, no sólo para mantener la estructura de las asociaciones, sino para potenciar las mismas, desarrollándose y posibilitando generar un trabajo en red, más factible con esta realidad. Resulta poco menos que una quimera, pretender que se trabaje en red cuando las asociaciones ya llegan justas a cubrir el mínimo de actividades que se plantean.

Quizá, la idea no es jugar al “Todo o Nada”; lo lógico quizá sería buscar un camino intermedio. Yo lo plantearía como una profesionalización parcial del tejido asociativo.

La idea es generar una estructura potente que permita no sólo el mantenimiento del tejido asociativo, sino potenciarlo, desarrollarlo y fomentar el trabajo en red, a través de estas personas referentes, que puedan dedicar gran parte de su tiempo de manera estable.

Como me dijo un amigo hace algún tiempo, al fin y al cabo, las asociaciones están cubriendo necesidades de los pueblos y ciudades a las que los ayuntamientos y administraciones no responden en grado suficiente, delegando la responsabilidad en dichas asociaciones.

Dicho lo cuál, ¿no es justo pedir a estas instituciones que se comprometan más con las asociaciones no sólo (aunque también) reconociendo su trabajo, sino apoyándolas con medios que las permitan desarrollarse y responder a las necesidades de la sociedad?

Para finalizar, señalar que habrá muchos matices en el universo asociativo, pero aun con mucho trabajo para perfilar la idea, adaptándola a la realidad de cada localidad…

¿No sería positiva una cierta profesionalización?

Sobre el autor

Iñigo

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

  1. yo, a principios de año, fui a Bolunta (calle Ronda, Casco Viejo de Bilbao) y me apunte a 2 o 3 sitios de tiempo libre que querian voluntarios

    pasado un tiempo me volvi a apuntar otra vez a los mismos sitios (por si acaso), y aun sigo esperando (meses) a que me llame alguno

    respecto a lo de la profesionalizar el voluntariado, yo lo veo fatal: se supone que los voluntarios/as son gente que aportan o hacen lo que pueden para hacer cosas buenas y ayudar en algo bueno (unos pueden mas que otros), con buena intencion, y simplemente, por no tener ciertos medios o experiencia en ciertas cosas, ya quedarias excluido

    es como, por ejemplo, si una institucion necesita medios de transporte para llevar enfermos o comida o lo que sea, vas tu, con toda tu buena intencion y les regalas un 600 viejo y oxidao, pero arranca y funciona y tiene los papeles en regla,……. y te dicen que no lo quieren porque no tiene airbag, ni calefaccion, ni cinturones de seguridad, ni apoyacabezas en los asientos, es antiguo, feo, pequeño, suena a tartana y no trae radio

    vamos, menudo cachondeo ¿no?

  2. Suscribo tus palabras, y comparto la idea principal del articulo: Profesionalizar el voluntariado, es fortalecer a las propias instituciones sociales y sus actores.

    PD: Pelenas: Paciencia. Si no es en Bolunta, pues que sea en Cruz Roja, Cáritas o CTL…….

  3. profesionalizar el voluntariado para mejorar y fortalecer las instituciones esta bien, pero de forma que tambien puedan participar gente no profesionalizada o sin ninguna experiencia

    una pregunta ¿me aconsejarias algun sitio en especial para ir de voluntario? gracias

  4. Creo que la profesionalizacion del vlountariado no va en el sentido de Suplir a los voluntarios por personas especializadas y remuneradas economicamente, sino en Profesionalizar la gestion y atencion a los voluntarios, es decri, personal profesional con un prefil humanos y profesional adecuado para motivar y atender a las personas que buscan ofrecer su tiempo de manera desinterezada, evitando asi la desercion, y facilitando el crecimiento personal del voluntario, cuidando los conflictos que se pudieran dar a los largo deltiempo que dura su voluntariado.

    En mi caso, soy encargado de la Atencion a Estudiantes, de un programa institucuional de la Universidad de Colima que promueve el voluntariado, y mi trabajo consiste precisamente en buscar estudiantes en los planteles de la Uni para que desarrollen su voluntariado en organizaciones de Ayuda social. espero mi comentario sirva de algo.

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter!

Recibe semanalmente información actualizada sobre el mundo de la educación social en forma de noticias, artículos, opinión… Únete a nuestra comunidad de educadores y educadoras sociales.