Autor Asier

March 14, 2013

EL DOBLE DESAMPARO DE LOS MENORES DE LA DGAIA
Por medio de un viejo rockero de la educación social, como es David Jané, nos llega este magnífico análisis de situación o campo del área Residencial con niñ@s y adolescentes en situación de desprotección, en la región de Cataluña. El texto pertenece a Defensem l’Acció Social i Comunitária (DASC) un espacio de debate, de reflexión y de defensa del sector social: de sus trabajadores/as, de estudiantes, voluntariado y de los usuarios y beneficiarios de la acción social comunitaria. Su objetivo es reivindicar y luchar por toda la faena hecha y toda la necesaria, para evitar la exclusión social, la injusticia, la acumulación de poder y la pobreza.

Según la Dirección General de Atención a la Infancia (DGAIA), un CRAE es un “servicio de acogida residencial, para la guarda y educación de sus usuarios y usuarias, donde residen temporalmente con la medida administrativa de acogida simple en institución”. Es decir, los CRAEs son centros donde viven niños y niñas cuya tutela ha sido asumida por la administración debido a que en su núcleo familiar existía un riesgo para ellos/as o no se cubrían sus necesidades básicas. Una vez acogidos, ¿Cuáles son las condiciones de vida de estos/as niños/as?

Los Recortes y las diferencias en la vida cotidiana en los centros

En primer lugar habría que destacar que, aunque debieran, las condiciones de vida de los menores tutelados no son siempre las mismas. En el momento en que la administración asume la tutela, ese/a niño/a es derivado a un CRAE determinado, y las notables diferencias entre unos centros y otros, y en consecuencia en la calidad de la atención a ese/a niño/a, marcarán sus condiciones de vida mientras dure su internamiento. Esta especie de “lotería” que decide los medios de que dispondrán en su vida cotidiana se aprecia con claridad en la diferencia de recursos existentes entre los centros propios (de gestión pública) y los concertados y de gestión delegada (aquellos cuyas instalaciones son propiedad de la Generalitat pero la gestión ha sido subcontratada a una empresa externa).

Los primeros disponen de muchos más recursos económicos, lo que se traduce en plantillas más amplias, sobre todo en el personal de servicios (cocina, chóferes, limpieza, lavandería…) y en que las bajas laborales se cubren con rapidez. La atención a los niños y niñas es por tanto más constante y de mayor calidad. Existe una notable diferencia además en la disponibilidad de actividades extraescolares y de ocio, en la seguridad en el transporte, garantizada e incluso en la calidad de la comida y la ropa que visten.

Comparemos el centro A, un centro propio situado en el Barcelonés, y el centro B, un centro de gestión delegada situado en el Vallès Occidental. Ambos son mixtos y atienden a niños/as de entre 4 y 16 años.

Centro propio

-Se cubren las bajas con suplentes
-Servicio de limpieza formado por cuatro personas.
-2 chóferes, mañana y tarde
-Los traslados se realizan con un chófer y un/a educador/a acompañante
-Personal de cocina propio
-Se compra ropa nueva periódicamente.
-Se fomenta la realización de actividades extraescolares.
-Se realizan actividades de ocio y de carácter cultural en base a criterios de crecimiento personal del niño/a.


Centro concertado o de gestión delegada

-La mayor parte de las bajas se cubren modificando el horario del resto del equipo.
-Servicio de limpieza: acude 3 veces al año. El resto del año, niños/as y educadores asumen esa función.
-Un chófer que asume también labores de mantenimiento.
-Los traslados se realizan con una sola persona y hasta 8 menores.
-Personal de cocina subcontratado formado por 3 personas.
-Un porcentaje significativo de la ropa que visten tiene su origen en donaciones (ropa de segunda mano).
-Las actividades extraescolares solo se realizan si están becadas.
-El ocio viene supeditado a la financiación de organismos externos, que no siempre actúan de forma desinteresada ni aséptica (por ejemplo Soñar Despiertos, que forma parte de la obra social de Los Legionarios de Cristo).

Estas diferencias se han acercado durante los últimos años, pero lamentablemente este hecho no es una cosa que podamos celebrar ya que ha sido como consecuencia de los “recortes” en los centros públicos, que han supuesto un empeoramiento en las condiciones de vida de los niños y niñas que viven en estos centros. También hemos de decir que en los centros concertados y de gestión delegada los medios de que disponen dependen de las condiciones pactadas en la concesión de la gestión, y estas dependen del interés de la DGAIA en valorar el proyecto educativo por encima del económico.

Hay diferencias apreciables a primera vista. No es lo mismo poder gastar x euros por niño y día en comida que poder disponer de un 20 o 25 por ciento más. No es lo mismo, especialmente con alumnos/as de ESO y Bachillerato o módulos profesionales, estudiar con profesores de apoyo con conocimientos específicos en cada materia, que hacerlo con diplomados/as en educación social. Tampoco lo es vestir ropa de primera mano o de segunda, ni ir a excursiones escolares a la nieve con la equipación adecuada o sin ella.

El hecho de que el servicio de cocina esté subcontratado plantea una nueva duda. La empresa gestora subcontrata para ahorrar, la subcontratante asume el servicio porque espera un margen de beneficio, el número de niños/as sigue siendo el mismo y el del personal de cocina también. Entonces, la suma de ese ahorro más ese beneficio solo pueden repercutir en la calidad (o la cantidad) de la comida.

Sobre el autor

Asier

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

  1. -de niño y buena parte de la adolescencia, el UNICO ocio que tenia era SOLO los sabados y domingos por las mañanas, que mi abuelo me daba dinero para jugar a las maquinas en los bares unas cuantas partidas y dar alguna vuelta por ahi, a las 2 pa casa y toda la tarde trancado en casa
    (alguna tarde tambien venia mi abuelo e iba por ahi), PERO nada de jugar con los demas niños en la calle ni amigos ni nada
    ¿¿excursiones?? una, dos o tres veces al año, y SOLO si era barato ¿¿convivencias?? SOLO he tenido UNA en toda mi vida, y con DIECISIETE años de edad, y eso tras un monton de discusiones y broncas en casa entre mi madre y mi padre
    al menos aquellas 5 o 6 navidades de los 90 gracias a las barracas y los autos de choque las disfrute como un cosaco, aunque solo fuesen unos puñeteros dias al año
    y unos cuantos veranos que ibamos a la playa de Laredo casi todos los dias y mi abuelo nos solia llevar a veces a comer por ahi a alguna cervecera (era barato, no como ahora)
    con casi DIECIOCHO años de edad ya me dejaban salir a la calle con mis 2 hermanos, CASI SIN UN PUTO DURO (mi abuelo nos daba a cada uno VEINTE DUROS a la semana, que poco a poco fueron a mas…. 300 PTAS cuando yo tenia 20 años) vamos el hazmerreir del grupo (a los demas les daban de 1000 ptas en adelante, a la semana), y a las 10 en casa y “metidos en la puta cama” (como decia “nuestro puto padre”)

    por supuesto, nada de actividades extraescolares, bastante tenia yo ya con intentar aprobar malamente el curso…

    ¿¿ropa?? la mayoria de mi ropa tendra ya 5 años o mas, y aun uso ropa con mas de DIEZ años

    ¿¿chofer?? aquel 124 con motor 1500 diesel de 40 caballos (nada de FU 1800 ni FL 2000 ni cosas de esas…) destartalado (entre otros coches tambien destartalados) aunque cuando mi padre hacia imprudencias por intentar adelantar a camiones era realmente divertido….. y respecto a los translados, los 8 menores + el chofer supongo que iran en una furgoneta, cada uno en un asiento y con sus cosas ¿van apretados?, pero ir en el 124 aquel CARGADO hasta los topes, con bultos debajo de los pies y entre las piernas, tanto atras como en el asiento del copiloto, desde BILBAO hasta LUGO casi del tiron (haciamos 1 parada para comer un bocata y alguna otra para mear), a casa de nuestros abuelos paternos (un pueblo perdido), 8-9 horas metidos en ese coche, aunque el “flamante” seat malaga heredado de nuestro abuelo a finales de los 90 nos gustaba mucho mas, andaba mucho mas (pasaba de 120, llego a ponerse a 160, que poco despues estaba la guardia civil, ibamos despacito y el cuentaquilometros atrancado marcando 140, como nos paren y lo vean……), y las imprudencias de nuestro padre nos resultaban mas divertidas: el coche corria mucho mas y la direccion era lentisima y torpe (lo contrario del 124, yo conduci los dos coches: mi padre a veces -muy a veces- se portaba y me dejo conducir alguna vez), ademas que era mas espacioso. Con nuestro abuelo cuando nos llevaba a la cervecera soliamos ir de SEIS en el coche, ibamos tambien mi madre y mi abuela, y 4 personas en el asiento trasero cabiamos perfectamente, incluso siendo yo y mis hermanos ya bastante mayores (13-14-15 años), aunque el simca 1200 con el maletero lleno de herramientas desperdigadas y mis hermanos jugando en el asiento de atras con las herramientas y que a veces se metian en el maletero detras del asiento trasero con el coche en marcha no tenia desperdicio, y por supuesto ahi si que se iba de seis un dia si y otro tambien

    ¿¿cocina?? barrapan y chorizo o mortadela o salchichon o pan y chocolate y ale, a correr, que no estas en un restaurante, yo como muchos dias asi y aqui estoy, y de niño tambien, si venia nuesto abuelo y nos llevaba por ahi comiamos eso y no pasaba nada…..

    ***************

    entiendo que los niños necesiten educacion y medios adaptados a la epoca “PIJA-ACTUAL-SUPER REGLAMENTADA”, pero no estan en un hotel, y tambien tienen que aprender a apañarse; a hacer que las cosas duren CUIDANDOLAS; a limpiar y mantener cada uno sus cosas ¿ensucias algo? lo limpias tu; ¿la ropa que tienes es fea y vieja? mientras sea comoda…; a NO DERROCHAR DINERO, apañandose con cosas sencillas (ejemplos: quedando siempre en un mismo sitio a una misma hora para no gastar en telefono, te vas al monte o la playa o a tirar con la chimbera a una lata, en vez de al cine o a comer una hamburguesa)

    yo en general, la juventud actual (drogas-sexo-alcohol aparte) la veo muy apijada: todos acustumbraditos a ropita pija cara de marca y todos super repeinados, a coches modernos y lujosos (y caros, por supuesto) a telefonos y aparatos supermodernos (y supercomplicados), los veo muy poco apañados. Hace 1 decada (mi generacion) tambien eran pijos, pero menos, y tambien hacia falta mucho dinero (con poco dinero te podias apañar: eras cutre pero podias encajar algo, pero hoy en dia eso es impensable, son pijisimos), aunque eso si, me da cierta sensacion de que los de ahora beben algo menos (ojala sea asi)

    lo del tema del coche lo entiendo en cierto modo, por seguridad. Entiendo que con los menores tenga que ir un educador, pero porque vayan un poco apretados no pasa nada (joder, 9 caben perfectamente en una furgoneta, y hasta mas, y comodos), tienen que aprender a ser un poco mas apañados, pero claro, con las normas tan pijas y estritas de ahora

    aunque eso si, lo del ocio eso si que lo veo muy muy necesario, si no quieren caer en las garras del alcohol-drogas, el problema de hoy en dia es a ver donde encuentras ocio EN CONDICIONES (capaz de competir contra el alcohol-drogas) y que sea tanto o mas barato que estas, porque si no, OLVIDATE de convencer a nadie de que no le de al alcohol-drogas, y por muy dificil que se lo pongais, acabaran cayendo SI O SI

  2. Amigo Pelanas,
    Creo que no has entendido nada de lo escrito. En ningún caso se comparan a los niños en situación de desamparo con tu niñez. Partiendo de la base principal que tú tenías a tu família. Ellos no. A partir de aquí, me puedes contar tu infancia al detalle pero en ningún caso compararte con la situación de estos niños.
    Salut!

  3. Os escribo desde la Fundación Soñar Despierto, Soy Quim Guinot Director de la Fundación.

    He leído este blog por pura casualidad. Me ha sorprendido que en el artículo nos mencionaseis, pero hay dos pequeños errores:
    1.- No pertenecemos a los Legionarios de Cristo. Somos apolíticos y aconfesional y en nuestros estatutos esta así reflejado. Colaboramos con ellos porque son los únicos que nos dejan salas, auditorios y espacios para realizar Jornadas Formativas para Voluntarios. Si eso significa que pertenecemos a esa obra, creo que te equivocas.
    2.- Nuestra financiación proviene de subvenciones, eventos que realizamos y de nuestros socios y nuestra misión es la que el niño que reside en un centro sea un niño.Cuando dices que no actuamos de forma desinteresada creo que hablas por hablar. Habla con los 200 voluntarios y los centros con los que trabajamos un total de 45 por si alguna vez les hemos pedido algo….

    Creo que para hablar de nosotros, primero hay que informarse conocernos, después aceptare tus críticas.

    Muchas gracias

  4. Encomiable labor de educadores i celo de los equipos técnicos. Lamentable y desoladora la lentitud de decicion ante las posibilidades de la cura del menor en familia extensa . Tres años de dudas sobre. Idoneidad del miembro parental que a ejercido la guarda del menor durante los primeros ocho años años, por incompetencia de los progenitores, el menor trasladado a una casa d’infans tutelado por la Dgaia ante mi voluntad de seguir con la guarda por razones de arraigo, dado que el menor manifiesta reiteradamente su deseo de convivencia conmigo. Les falta el requisito de saber sí mi dinámica con el menor es sana, me reitero en que el celo es imprescindible, pero por favor, tres años de incertidumbre por óptima que sea la dinámica de los profesionales, para un menor es extremadamente sangrante

  5. HEMOS SIDO FAMILIA DE ACOGIDA DE UNA PRECIOSA NIÑA DURANTE TRES AÑOS Y MEDIO, EN JUNIO DEL 2012 SE FUE A VIVIR CON SU FAMILIA BIOLOGICA Y NOS DIJERON QUE SEGUIRIAMOS VIENDOLA Y HABLANDO CON ELLA.
    CUANDO NOS ENTERAMOS QUE SE TENIA QUE IR LA ESTUVIMOS MENTALIZANDO DE QUE ESO ERO LO MEJOR PARA ELLA Y QUE TAL Y COMO NOS PROMETIRON NOS SEGUIRIAMOS VIENDO.
    AHORA NO NOS DEJAN VERLA, NI HABLAR CON ELLA, NI TANSIQUIERA FELICITARLA PARA SU CUMPLEAÑOS”””” ES JUSTO””””””?
    LA IMPRESION QUE TENEMOS ES QUE LA NIÑA NO ESTA BIEN Y LA TIENEN COACCIONADA PORQUE NO SE HA ACABADO DE ADAPTAR Y EVITAN QUE NOS ENTEREMOS. ¿ ESTOS NO ES UN MALTRATO PSICOLOGICO AL MENOR?

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter mensual!

Si quieres estar informado sobre las últimas noticias, recursos y artículos sobre educación social, apúntate aquí y recibirás mensualmente nuestra Newsletter.

__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"49fd8":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"9bd08":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default Palette","value":{"colors":{"9bd08":{"val":"var(--tcb-color-1)","hsl":{"h":0,"s":0.8915,"l":0.01}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"9bd08":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
Suscríbete!
__CONFIG_group_edit__{}__CONFIG_group_edit__
__CONFIG_local_colors__{"colors":{},"gradients":{}}__CONFIG_local_colors__