Autor Asier

septiembre 16, 2013

TIEMPO DE CONVIVENCIA

Aunque no lo crean, el sol brilla en Euskadi desde hace algunos años. El invierno ha sido muy largo, casi tanto como medio siglo, pero hoy respiramos un aire más puro, tranquilo y si me apuran, libre. Libre de una maquiavélica maquinaria ultranacionalista, que intentó someternos a hoz y martillo, fuego y hierro.

Si, fue ya en tiempos pretéritos cuando la reivindicación de izquierdas, aplastada y sepultada en aquel entonces por el fascismo franquista, tenía razón de ser y justificación identitaria. Cuando nuestros padres y hermanos mayores, quisieron darse cuenta que el cordero había mutado y era demasiado voraz hacía y contra todo, quizás estuvimos demasiado tiempo maniatados, atrapados en la habitación del miedo. De cómo salimos y vencimos ese miedo, está casi todo dicho y como bien saben, mucho tuvo que ver la conciencia y sociedad civil fermentada tras el asesinato de Miguel Ángel Blanco.

Seguramente sea discutible aún a día de hoy el titular que nos ocupa y no es menos cierto que con muchísimos matices y pequeñas aristas, la pacificación parece un hecho incuestionable. Yendo a los pequeños detalles, a la instantánea del momento, me doy cuenta en uno de mis paseos rutinarios, que muchas cosas han cambiado y para bien.

Desde que tengo uso de razón, he pasado incontables días, meses y años, por delante de varios guardia civiles armados que custodiaban la plaza que hoy ilustra esta portada. Jóvenes castellanos, gallegos o extremeños, con rasgos abruptos y miradas afligidas. No era para menos, sabían mejor que nadie que en la región había un grupo de cazadores que pedían sus cabezas. Los viandantes paseábamos por el lugar con igual o mayor desconfianza que ellos. Su caza en ocasiones, era de tal magnitud que arrastraba a tod@s por igual: militares o civiles.

Hoy la plazuela o cruce de caminos para ser exactos, descansa apaciblemente. Sin armas ni desconfianzas. Soñando con una pronta disolución armada que complete este proceso y arrastre con él, buena parte del dolor y pérdida sufrida.

El amigo y profesor Francesc Garreta de la Universidad Ramón Llull de Barcelona, nos preguntó hace unos años a los compañeros de Educablog, nuestra visión y opinión sobre la figura del educador social ante el problema del terrorismo y la resolución del conflicto político en el País Vasco. Ojipláticos, fue poco para como nos quedamos los allí presentes.


Era una pregunta tan contundente y un conflicto tan amplio y complejo, que la figura del educador casi no atisbábamos a divisarla entre tanta jungla. Pero la cuestión se quedó tan clavada en mi memoria, que pensé en darle una respuesta que él tanto merece. No voy a negar, que como trasfondo de la conversación, también fluía cierto halo de nacionalismo catalán (tan en boga actualmente), reminiscencias o paralelismos. Afortunada y constructivamente para este último; un conflicto social, tratado siempre desde un prisma político y pacífico.

El/La educador/a social, como elemento responsable y dinamizador de las manifestaciones sociales y culturales, debe defender y activar en la sociedad civil que corresponda, los derechos más fundamentales de la ciudadanía: el respeto al otro/a tanto personal como ideológicamente, la tolerancia a la diferencia, una convivencia adecuada y pacífica entre todos/as y por encima de todos estos, el derecho a la vida.
Todo esto debe ser en esencia, que no es poco, el desarrollo del ejercicio profesional del educador social en procesos o conflictos de este tipo: integrando y dirigiendo movimientos sociales, entidades asociativas, en trabajo comunitario, con grupos vecinales, etc.

El derecho a la vida, está consolidado afortunadamente. Sobre el respeto al otr@, queda un largo camino por resolver entre la capacidad y derecho de asociación entre un@s, tod@s, much@s o poc@s ciudadan@s en un nuevo estado o país. Libertad decisoria justificada, pero también denunciando de antemano la perversa realidad conformada de ciudadan@s de primera y de segunda, dependiendo la ideología o filiación de cada un@.

Respecto a la tolerancia a la diferencia, mucho me temo que la cuestión queda aún muy lejos por resolver. Mientras existan lugares o personas, que para ensalzar o defender su identidad o autonomía, sigan creyendo que el otr@ o el diferente, es su enemigo y hay que acabar con él (no solo vital, sino ideológica o socialmente), esta cuestión seguirá irresoluta. A este respecto y con el conflicto de los Balcánes como telón de fondo, el cineasta serbio Goran Paskaljevic lo resumía perfectamente: “ Si yo soy serbio, es lógico y entendible que amé mi patria y la ensalce como corresponde, lo cual no significa que aquellos pueblos o personas que no lo sean (Serbia) pasen a ser un enemigo, algo a destruir o eliminar ”.

De todas las anteriores, emanará la convivencia. De la que puedo decir ahora, sentirme orgulloso y optimista (al menos en el País Vasco). Y si me preguntan mi posicionamiento personal o político, también se lo diré: El ciudadano primero, el patriota después.

Sobre el autor

Asier

Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked

  1. Me parece inadmisible y no salgo de mi asombro que un blog dedicado a la Educación Social publique este panfleto. En este articulo se da la opinión política, y muy sesgada, de un individuo sin tener en cuenta la realidad social en la que vive ni respetar algo tan objetivo como son los hechos. Se mezcla como que no quiere la cosa a todo el nacionalismo vasco con ETA y luego se dice que hay un paralelismo con el catalán. Respecto a la violencia se le olvida citar como en este país se asesinaba a sangre fría con dinero del Estado, en esa ciudad que aparece en la imagen superior se acribillo, entre otros muchos, a Santi Brouard, concejal de HB y pediatra delante de los ojos de una niña a la que estaba atendiendo. Lasa y Zabala aparecieron enterrados en cal viva sin que se depuraran responsabilidades, la ertzaintza asesina a pelotazos a gente como Rosa Zarra o recientemente Iñigo Cabacas…

    La visión critica que se le exige tener a un Educador Social sobre el sistema actual es totalmente incompatible con el articulo de un manipulador que se ha publicado aqui y mucho mas siendo un lugar de referencia para muchos profesionales del ámbito.

  2. Señor Julio:

    Siento mucho que mi artículo no haya sido de su agrado. Que no comparta mi opinión, entra dentro de la lógica de cualquier debate, pero para conversar o contrastar, no se puede (ni se debe) entrar en juicios de valor personales. Le agradezco de antemano que considere a Educablog como un lugar de referencia en el mundo de la educación social, casa a la me enorgullece pertenecer.

    Mi articulo es subjetivo donde los haya, no cabe ninguna duda al respecto ni pretendo vestirlo de objetividad. Lo que no le puedo permitir es que se utilicen términos como » manipulación «.

    En ningún momento he mezclado, ni es mi intención, los nacionalismos con el terrorismo. Si lee bien, el terrorismo ha formado parte de este país (no Cataluña, a excepción anécdotica de Terre Lliure) durante casi 50 años y lo circunscribo única y exclusivamente a un movimiento «ultranacionalista y de izquierdas». Dicho esto, el hecho de que el artículo hable de esta realidad incuestionable (aunque a una parte de la población vasca aún le cueste o quiera reconocer) no significa que que se niegue u oculte que las fuerzas de seguridad del estado o los mecanismos políticos del mismo (el caso GAL es una realidad juzgada y sentenciada) hayan ejercido tristemente violencia en este país.

    Le agradezco su participación, aunque lamentablemente incluyan algunos términos, como dice usted «inadmisibles».

  3. Aunque Asier ya ha respondido al comentario de Julio y se basta él solo para hacerlo correctamente, me veo en la obligación de apoyar a mi compañero desde un punto de vista que él ya ha manejado: es un post absolutamente personal y subjetivo en el que expresa su opinión que no tiene por qué ser, además, coincidente con la del resto de personas que habitualmente escribimos en EducaBlog, medio que, por supuesto, no coarta la capacidad de expresión de quien publica en el propio blog o escribe en los comentarios siempre y cuando se haga con respeto y no se insulte y, por supuesto, no transmita mensajes que atenten contra la dignidad de ninguna persona o difundan contenidos de menosprecio a cualquier derecho humano.

    Dicho lo cual y entrando en harina sobre el tema en cuestión, varias cosas que, bajo mi punto de vista, son meridianamente claras y que trataré de exponer de la forma más esquemáticamente posible para que quede claro: el ultranacionalismo fascista español ha matado, ha torturado, ha humillado, etc… a muchas personas tanto en su época franquista como a través de grupúsculos neonazis o nostálgicos en la actualidad o incluso, si quieren, en la llamada guerra sucia protagonizada por el terrorismo de estado (GAL). El ultranacionalismo fascista (sí, fascista, aunque en algún momento de su historia haya podido ser socialista o en su base ideológica se haya definido así) vasco representado en ETA ha matado, ha torturado, ha amenazado, etc… a muchas personas. Yo, por mi parte, condeno aboslutamente a ambos.

    El nacionalismo (no ultra) español, vasco, catalán, gallego, etc… no ha matado, ni ha torturado ni nada por el estilo. De acuerdo. Yo, PERSONALMENTE (es decir, no EducaBlog como medio) no comulgo con esta ideología que aparentemente (y que alguien me corrija si mi apreciación es muy simplista o superficial) pone en primer lugar unos valores patrióticos por encima de valores ciudadanos.

    Sea como fuere y como se ha demostrado a lo largo de la historia, los choques ideológicos originan conflictos (unos más ultras que otros) y de ahí que el compañero Francesc nos preguntase el año pasado en Barcelona al respecto de cómo las Educadoras y Educadores Sociales afrontábamos o tratábamos de gestionar desde nuestra posición profesional el cada vez más cercano final de un conflicto como el vasco (que, como ya he dicho, sí fue muy ultra) Quiero entender, partiendo de ahí, que Asier, con su post, devuelve la pelota al tejado catalán. Es decir, ahora mismo en Cataluña (o Catalunya) hay un conflicto. Es innegable su existencia entre la propia Cataluña y el estado y entre las personas que habitan en Cataluña y piensan de forma diferente. No es (y espero que nunca lo sea) un choque «ultra» pero hay conflicto, hay enfrentamiento ideológico o político. ¿Y qué pueden hacer o qué actitud han de tomar nuestras compañeras y compañeros catalanes ante el mismo? Uf, difícil respuesta, pero, desde luego y a mi juicio, creo que ha de pasar por fomentar el respeto a todas las opciones, la preservación de los derechos básicos de todas las personas, etc… Más o menos, quiero entender, lo que ha venido a plantear Asier en su escrito.

    En fin, no creo que el debate se deba enturbiar más (o sí, jejeje) y he de admitir que el tono de mi comentario, de apoyo a mi amigo, puede pecar de subjetivo (precisamente por la amistad que nos une) pero, a pesar de ello, he tratado de expresar lo que realmente pienso con total sinceridad, intentando transmitir la interpretación que yo he hecho del artículo de Asier.

    Un saludo a todos.

  4. Cierto es que es un artículo ATREVIDO pero no por ello hay que entenderlo como manipulador o inadmisible. Saco muchas verdades y es que la tolerancia está aún por resolver. Señor Julio, permita a la gente escribir y expresarse, pues lo que para usted será sesgado para otros es una verdad. Cada uno tenemos nuestra propia realidad y la realidad es que «el sol brilla en Euskadi desde hace algunos años» aunque usted no lo vea. Cierto es que el estado cometió grandes errores, contrató a desgraciados y borrachos para matar en nombre del Estado haciendo TERRORISMO DE ESTADO como hacen muchos países, pero NACE como idea sin raciocinio por DEMANDA CORPORATIVA Y SOCIAL y que yo no justifico ni justificaré, pero cuando determinados ASESINOS EN PRO DE LA INDEPENDENCIA VASCA han matado A SANGRE FRÍA a más de 950 PERSONAS -el último en 2010- EN UN PAÍS que quiere vivir en paz, que quiere ir a pasear sin que le peguen un tiro en la nuca, sin que le revienten el coche, porque son personas que trabajaban para ganarse la vida, para llevar pan a su casa y donde SUS HIJOS HAN SIDO ASESINADOS POR DESGRACIADOS cuando jugaban en casas cuartel, trabajadores que le importan 3 pepinos los nacionalismos y si en este país hay colgada de bandera un ikurriña, un lendakari o un jamón, … y hay muchos de estos ASESINOS que todavía NO están presos y que espero que un día estén entre rejas.
    Los nacionalismos son buenos cuando son democráticos pero recordemos que la dictadura acabó en 1975, hace ya 38 años. Permita usted a la gente opinar y no hable de visiones críticas con justificaciones de acción pues la suya ni la mía tienen que ser la más acertada. Permita a este educador tener su visión crítica de una forma que segúramente a usted no le gusta pero que espero que tolere y que no le parezca TAMBIÉN INADMISIBLE E INCOMPATIBLE con mi labor crítica de Educador Social. Yo estoy encantado de leer artículos de este tipo. Un saludo.

  5. yo se y recuerdo perfectamente que los de la ETA hacian atentados, y bajo mi casa casi todos los viernes hacian manifas cruzando coches y quemando contenedores

    evidentemente los civiles asesinados por una bomba y los dueños de los coches cruzados o incluso vandalizados no tienen la culpa de nada

    en el franquismo se ocultaban muchisimas cosas, muchas veces los mismos franquistas (me da igual que fuese la policia de la epoca o gente poderosa de la epoca o yo que se) se portaban bien con unos, para parecer buena gente y conseguir buena fama, PERO LUEGO AL MISMO TIEMPO HACIAN LA VIDA IMPOSIBLE INJUSTAMENTE A MUCHA GENTE, y lo ocultaban bien (que no significa que todos fueran asi, pero por lo visto debian ser asi muchos)

    a mi y a mi familia nunca nos ha pasado nada ni hemos tenido nunca ningun problema, ni mis abuelos ni mis padres en su niñez (epoca franquista) ni nadie, pero eso no significa que fuese buena gente ni mucho menos

    hay muchisimos intereses economicos y MUCHISIMO EGOISMO, y visto lo visto en la politica desde mediados de los 90 hasta hoy, como ha cambiado todo PARA MAL en estos casi 20 años, y estando ya en la ruina siguen en la misma direccion, y cada vez peor, lo siento mucho pero cada vez me inclino mas a favor de los «supuestos» terroristas y «supuestos» mala gente (a saber que les habran hecho para comportarse asi…) y cada vez me fio menos de los «supuestamente» buena gente (que me da a mi que en el fondo no son tan buenos como dicen, ni mucho menos: a mi ya me lo demostraron bien donde estudie, un colegio privado y un instituto, ambos supuestamente de distinto bando (uno religioso y el otro normal), pero todos sabemos perfectamente que EN REALIDAD son los mismos, pero con distintos disfraces)

    lo mismo que tambien hay policias buenos que pagan injustamente atentados sin haber puteado nunca a nadie, tabmien hay gente normal de la calle que ha sido agredida injustamente sin haber hecho nada malo

    este tipo de cosas lo causan LOS CERDOS (que tantas veces he citado en este blog) y SU EGOISMO:

    -fulano tiene una hija muy guapa y esta muy buena y me pone, pues como soy policia la detengo (ya me inventare algo) y la violo o la secuestro o incluso la mato si es necesario para que no me descubran: se la lleva la policia asi sin mas y no vuelven a saber nada de ella jamas…. o igual en algun futuro (ya demasiado tarde) se descubre todo…. ¿y que van a hacer sus familiares? ¿¿¿aguantarse y joderse??? pues es muy probable que en algun futuro se vengen y maten a alguien o monten alguna gorda

    -me gusta la casa y los terrenos de fulano, soy un empresario con mucho dinero, respetado e influyente, y me vienen bien sus terrenos para expansion de mi empresa, y despues de haberle hecho ofertas (SIEMPRE RIDICULAS) le he extorsionado y le he amenazado, y al final se lo he expropiado por la mitad de su valor, o ni eso, se lo he quitado y se ha quedado en la puta calle sin nada con lo puesto: lo mas logico es que se venge, es muy probable que en un futuro vaya (el o su hijo o algun familiar) y le haga algo

    injusticias de este tipo se debieron dar muchas veces en el franquismo y en muchas otras dictaduras en otros paises se ve en los telediarios que se hacen a destajo: normal que luego haya gente que se revele, haya guerras, insurrecciones, grupos armados, atentados, etc… si no puedo vengarme y hacerle nada al hijoputa que me ha jodido, pues monto una gorda en algun sitio de los del bando del hijoputa que me ha jodido

    lo malo es que al final el pato lo pagan gente inocente, y no LOS CERDOS que son los que deberian pagarlo

    ¿¿¿quien no cometeria una barbaridad despues de que le han hecho una barbaridad???

  6. otra cosa: un error que se comete, tanto por un bando como por el otro, es pensar que porque uno del otro bando sea malo, TODOS LOS DEMAS DE ESE BANDO ya son malos como el

    hay gente poderosa buena y mala, lo mismo que hay gente normal buena y mala

    lo «raro» es que el que empieza a putear es CASI SIEMPRE del bando de la gente poderosa, y el que es puteado siempre es del bando de la gente normal

  7. Es cierto que desde hace algunos años el sol brilla más en Euskal Herria, desde que la gallina de los huevos de oro dejó de alimentar los intereses de aquellos que tanto anhelan la reaparición de esta ave que se creía águila, aunque si ampliamos nuestras miras más allá del conflicto político vasco, lo cierto es que el sol cada vez brilla más por su ausencia.
    Que yo sepa, Amedo y sus compinches no eran una banda de desgraciados y borrachos, a no ser que las personas que trabajan para los aparatos fácticos de un gobierno lo sean,todo es posible.
    Desgraciadamente, este mundo está gobernado por políticos serviles a la cleptocracia de un poder económico que viste sus mejores galas en actos benéficos donde se erigen como arcángeles protectores y progenitores de una democracia piramidal que obstaculiza la participación ciudadana más allá de lo anecdótico. Todos ellos, son responsables de millones de muertos, desgacias humanas y dessastres medioambientales, pero en cambio, gracias a las abundantes técnicas manipulativas, el imaginario social en su conjunto, nunca los tacharía de terroristas.

    «La educación es la esencia de la prosperidad de toda civilización»

{"email":"Email address invalid","url":"Website address invalid","required":"Required field missing"}

¡Suscríbete a nuestra Newsletter mensual!

Si quieres estar informado sobre las últimas noticias, recursos y artículos sobre educación social, apúntate aquí y recibirás mensualmente nuestra Newsletter.

__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"49fd8":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default","value":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"49fd8":{"val":"rgb(47, 138, 229)","hsl":{"h":210,"s":0.77,"l":0.54,"a":1}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
__CONFIG_colors_palette__{"active_palette":0,"config":{"colors":{"9bd08":{"name":"Main Accent","parent":-1}},"gradients":[]},"palettes":[{"name":"Default Palette","value":{"colors":{"9bd08":{"val":"var(--tcb-color-1)","hsl":{"h":0,"s":0.8915,"l":0.01}}},"gradients":[]},"original":{"colors":{"9bd08":{"val":"rgb(19, 114, 211)","hsl":{"h":210,"s":0.83,"l":0.45}}},"gradients":[]}}]}__CONFIG_colors_palette__
Suscríbete!
__CONFIG_group_edit__{}__CONFIG_group_edit__
__CONFIG_local_colors__{"colors":{},"gradients":{}}__CONFIG_local_colors__